22 de octubre de 2015

Hay izquierda y derecha?

Hay izquierdas y derechas en El Salvador? La respuesta es no. Hay partidos políticos de extrema derecha y de derecha.


Para el que se esté imaginando que la derecha política es Arena y la izquierda el Fmln...La verdad es que no hay partido político de izquierda en ES. Arena es la extrema derecha y el fmln la derecha que aspira a ser representatividad política de la burguesía que emerge e incluso de aquella burgesía ya establecida pero que está en contradicción con la oligarquía. En repetidísimas ocasiones el fmln ha sido claro y sus dirigentes han dicho que quieren garantizar la gobernabilidad, la productividad, el juego electoral democrático y la alternabilidad. Quien tenga entendimiento, pues que entienda: garantizar todo aquello es garantizar el status-quo, garantizar el sistema.

Punto y aparte, hay que saber diferenciar también entre derecha política, derecha ideológica y capital (oligarquia y burguesía). Aun más, hay que diferenciar entre burguesía y oligarquía. La oligarquía forma parte de la burguesía, pero no toda la burguesía es oligarquía. La oligarquía es la duena del país, omnipresente en los cuatro rubros económicos: banca (finanzas), agro, comercio e industria (medios de producción).

Cuando el derechista fmln dice: ''derrotamos a la derecha'', eso es contradictorio y hasta paradójico pues sólo han derrotado temporariamente y en urnas a una representatividad política de la extrema derecha política, que es Arena. Pero el juego electoral garantiza la alternabilidad. Dicho de otra manera, la extrema derecha política salvadoreña podría regresar al poder político por los vaivenes de lo electoral. De esa alternabilidad tambien habla el Fmln y subraya defenderla.

El Fmln se cuida mucho de decir a su militancia que la verdadera extrema derecha, la que manda a la extrema derecha política, es el capital, y que es contra el capital que hay que entrar en conflicto pues el origen de todas las taras sociales, incluyendo la pobreza que es la madre de todas ellas, se origina en las injustas relaciones de producción; esto es: salarios miserables.

El Fmln impide a su militancia transformarse en movimiento social politizado, organizado, movilizado y reivindicativo, y hasta tiene actitudes antisindicales, pues en su militancia solo ven a un inmenso caudal de votos. Impedir el movimiento social para el fmln es garantizar la gobernabilidad y el status-quo.

REENVIA A TUS CONTACTOS - IMPRIME - COMPARTE - HAZ PATRIA - COPYLEFT SI SE MENCIONA LA FUENTE ***SIGUENOS CON TU CELULAR!***

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada